SUNRISE TRAIL ULTRA INTERNATIONAL 2014

No haber venido!

Tras un estupendo año deportivo, tanto en carreras como en proyectos personales, no podía despedirme de él sin participar en la edición inaugural de este ultra de casi 70 kilómetros por los alrededores de El Escorial y Guadarrama.

La recogida de dorsales fue un poco caótica, quizá porqué llegué a primera hora del viernes, recién abierta la feria del corredor. La sensación fue un poco desconcertante, sinceramente me fui un poco acojonado pensando en la organización de avituallamientos, marcaje, etc...

En cambio, todas esas dudas se fueron disipando durante el transcurso de la prueba,  ya que los avituallamientos fueron buenos y la señalización perfecta. La salida puntual, desde el mismo monasterio, y los primeros kilómetros rápidos, hasta que abandonamos las carreteras y pistas anchas, para transitar por fin por senderos de montaña.


Lo rápido de la primera hora, hizo que empezase a sufrir calambres desde el kilómetro 12. Cuando por fin conseguí poder correr con normalidad y estabilizar el ritmo, ya me encontraba en el kilómetro 22. Comencé a correr alegremente, sintiéndome ligero. Pasé por Guadarrama, punto kilométrico 42, en 5 horas y 50 minutos, con muy buenas sensaciones y haciendo mi mejor tiempo en una maratón de montaña.

Pero tras pasar por el avituallamiento del kilómetro 47, mi ritmo era cada vez mas lento. Las subidas se hacían eternas, en los llanos no podía arrancar a correr, y en las bajadas luchaba con los calambres para no tener que andar. Así fueron pasando los kilómetros bajo una intensa tormenta que arreció ya cerca de los últimos kilómetros.


Solo quedaba bajar hasta El Escorial. Pero no sería fácil, tocó apretar los dientes y aguantar el dolor para no dejar de correr hasta el final. Finalmente, tras 10 horas y 57 minutos, crucé la meta tras 69 kilómetros mucho mas duros de lo previsto. Pero bueno, como dice un amigo....."no haber venido!"

Comentarios

Entradas populares